Keisha Buchanan vs Sugababes 4.0

El eterno mal rollo entre las componentes y ex-componentes de Sugababes: uno de mis temas favoritos

En FNB seguimos lamentando la apresurada salida de Keisha de la formación que creó en el insti dejando como resultado una banda sin ningún sentido que se hace llamar Sugababes pero en la que, como todos nuestros inteligentérrimos lectores saben, no queda ningún miembro original.

Anyway, cuando a Keisha le dieron la patada allá por 2009 yo solí­a pensar: “Serí­a genial que ahora se dedicase a rajar impunemente de las otras tipas e incluso de Jade Ewen, la pava que vino a sustituirla”. Este mantra solí­a repetir hasta que Vishnu escuchó mis plegarias!

Bueno… no es exactamente así­, pero hemos hallado una página donde sus mayores talifans se despachan a gusto. Estamos investigando si la Buchanan suscribe las declaraciones vertidas; creemos que sí­ pero que ha decidido poner en boca de otros estas opiniones asesorada por su gabinete de prensa.   Encontramos puñados de deliciosas perlas en forma de fotos y comentarios que dejan a la altura del betún cualquier pulla Marí­a del Monte/Pantoja, darlings.

Os juro que hay mucha tela que cortar. Sólo echando un vistazo a la portada de la web podemos hacernos una idea de lo que vamos a encontrar:

El site que te trae las últimas noticias sobre Keisha Buchanan y la marca que creó, conocida como Sugababes

Que quede claro que no sólo se van a limitar a contarnos cosas del tipo: “Keisha saca un single” o “Ayer fue a un desfile”; Sugababes es SU marca y todas aquellas que entren en SU dominio se arriesgan a ser despedazadas.

Las noticias de obvia tendencia pro-Keisha se suceden; en especial las que implican un encuentro entre antiguas y nuevas Suga.

La pop star wannabe Amelle Berrabah y Heidi Range estuvieron lanzando miradas asesinas a Keisha Buchanan cuando ésta fue invitada por Jay-Z a la zona VIP en la after party de los Brits; privilegio que le fue negado a las Sugababes. Por lo visto Jay-Z aprecia el auténtico talento.

Sugabitches, jijiji

La crónica vuelve a centrarse en otro post en un nuevo encuentro entre las babes.

Tení­a que pasar tarde o temprano: Keisha Buchanan, Amelle Berrabah y Jade Ewen coincidieron en un evento en Abbey Road. Keisha estaba absolutamente despampanante, Amelle parecí­a como si acabara de salir de un club y Jade… tendrí­a buen aspecto si no fuera por ese pelo y ese maquillaje. Quizá debemos darle un respiro, después de todo ha hecho un esfuerzo. Sólo faltaba Heidi Range, pero tenemos que decir que raramente la formación actual es vista junta. Se rumorea que Amelle y Heidi no se llevan bien. Casualmente Keisha ignoró la presencia de Amelle tweeteando sólo sobre Mark Ronson y Kaiser Chiefs.

Sabiendo como sabemos lo cabrona que es, cada vez estoy más seguro de que Keisha está detrás de todo esto. Ah! Que   no cunda el pánico, que pongo las fotos corespondientes a tal evento; ciertamente lo de Jade no tiene perdón de dios…

También hay tiempo para momentos auténticamente BUSTED; chichota de la buena, reputaciones tiradas por el suelo de una limusina. Amelle classy as ever!

Bueno, a falta de limusina bien está un Ford Fiesta…

Amelle está frecuentemente en el punto de mira y no faltan las fotuelas aportadas ex-profeso para que la delincuente (sí­, sí­, así­ se refieren a la Berrabah) vea su autoestima elevada exponencialmente.

No sé con qué quedarme: ¿el culo de tamaño planetario o el top-visillo? Ah, sí­! Con las botas-trapo!

Y hablando de culos, recojamos firmas para que Heidi (the spare part O_o) le preste un poco a Jade.

En esta nuestra nueva referencia de obligada consulta se preguntan “¿Puede Jade Ewen ser realmente tan estúpida?” para luego añadir:

Jade Ewen, que es más corta que una barra de pan, asegura que no habrá más cambios en las Sugababes durante 2011

La idea de unas Sugababes 5.0 ya da un poco de risa, casi tanto como las Sugafakes en la playa. La de la derecha no es Marta Valverde??

Minifalda vaquera, Noo!! Arrancadme los ojos!!

Pues eso, que la Buchanan se pega unas pechás a reir que pa qué viendo como a su marca le va fatal (aunque no hago hincapié en como el último disco de las Babes sube y baja en las listas porque me la sopla)

Y todo esto, ¿qué es de la Sugababe con el mejor nombre del star system universal: Mutya Buena? Pues se ha retirado del mundo de la música decepcionada como estaba con la industria y se dedica a hacer cursos de psicologí­a. Te morí­as por saberlo, eh?

Cuentan que si dices Mutya Buena cinco veces mirando al espejo se aparece Megan Fox

Para terminar como sólo vosotros os mereceis… MíS BUSTED, LONGER AND UNCUT!

Ouch!

Los bytheways;

Que conste que felicité en su momento el nuevo año a todos los fuggers y celebré el comeback de Our Dear Toastie, pero por alguna extraña razón el panel de control ha mutado en panel antitroll y bloquea mis comments.

Ale, con Dios!

K.

The Sartorialist, cosecha del 2010

Nuestro amigo Scott nos trae a los “peor-mejor vestidos”

Ya, yaaa… ya sé que hablé de Scott, que este post es un copia pega, pero me la bufa. Yo no puedo acabar el año sin hacer una lista, ea.

La influencia de 007 llega a lí­mites insospechados

Scott lleva ya 5 años ¡5, oiga señora, 5! dedicándose a fotografiar a gente por la calle y a recomendar barberí­as en su blog. Hay dí­as que se levanta inspirado.

Otros, no tanto

He aquí­ un rápido repaso a las tendencias más descacharrantes del 2010

– Falda masculina: No, no y no, a no ser que seas escocés.

Adecuado para entrevistas de trabajo

– El prí­ncipe y el mendigo, pero sin el prí­ncipe:

Que bonito debe ser vivir en una casa sin espejos
El sueño cumplido de vagos y perezosos: El pijama por fin se incorpora al street-wear
Buah, el vestido este tiene que ser Tí“ estomagante, además de coger una cantidad de mierda acojonante

– Empollones del mundo, ¡uní­os!: El tan cacareado retorno de “lo nerd” (sea eso lo que tenga que ser) es una realidad. Si, yo también ya he contado a varios con gafas de esas que piden a gritos una tira de fixo en el puente.

¡Major!
¿Gafas? Si, ¿Pajarita? Si, ¿Moleskine? Si, ¿Pantalón corto? Si, ¿Zapatos y calcetines “discretitos”? Si. Señoras, señores, ¡a darle de collejas!

– El contenedor desastre:

Giorgio, tí­o, háztelo mirar
Guantazo
Lady Gaga ha hecho más daño del que se piensa
Discreción y sobriedad, si señor

De todas maneras, The Sartorialist muestra a gente muy bien vestida, elegante y arreglada…

¿O quizás no?

Tú también puedes arreglar tu cara de torta

Jocelyn Wildenstein te dice cómo

No puedo evitar hacerme eco de ciertas informaciones que están apareciendo aquí­ y allá en diversas webs y que pueden hacernos recuperar la fe en la plastic surgery. Dicho de otro modo: si no hablo de esto RE-VIEN-TO!

Por lo visto la Wildenstein, que naturalmente poco miedo le tiene ya a dejarse recortar, se ha sometido a algunos procesos quirúrgicos para arreglar los desastres causados por años de escalpelo y cincel y que han dado lugar al resultado que todos conocemos.

La gran pregunta: ¿Es ésta la nueva Jocelyn Wildenstein o estamos ante un fake de tamaño planetario?

Se ofrece recompensa a quien nos traiga a la redacción al semidios que supuestamente ha sido capaz de obrar semejante milagro.

Nuestro minucioso trabajo de investigación nos ha llevado a descubrir un perverso a la par que delicioso What if que nos ha alegrado el weekend.

Nuevas caras de torta coming soon, bitches!

Latoya Jackson siembra el pánico en Sevilla vestida de flamenca

El término FUG adquiere un nuevo valor cuando le ponemos unos volantes

Nadie sabe por qué ni para qué Latoya ha sido invitada a una feria caballuna en Sevilla. Lo cierto es que así­ ha sido y no ha dudado en plantificarse un traje de gitana con tapete de ganchillo a juego…

…e incluso un traje corto emulando a los grandes del toreo.

Tan impagable como inquietante es la estampa que nos ha regalado la hermaní­sima junto a la Duquesa de Alba y Epi y Blas Victorio & Lucchino

Miro el cuello de la Duquesa y se me antojan unos mocasines

Joder, qué miedo, bitches!

Summer News

Cuarto y mitá de noticias caducadas para quitarnos el frí­o. Al loro de lo que ha pasado con Eloí­sa Bercero y Justin Bieber entre otros.

Fug and Busted es hoy menos journal que nunca. Los teletipos se acumulan en la redacción y hemos decidido quitarles el polvo para uso y disfrute de nuestros fuggers.

Eloísa Bercero desfila para Duyos

La Bercero, vieja conocida de estas páginas, decidió salir del sarcófago durante unas horas y prestar su cuerpo serrano para el desfile de Juan Duyos en la última edición de la Madrid Fashion Week; Cibeles, vamos, pero con nombre globalizado.

Kimonazo, sioqué?

Se nota la experiencia llevando trapos a 2000 € el metro cuadrado. Eloí­sa ya tiene todo lo que se le puede pedir a una celeb: sus grupos en el Caralibro y su compromiso con PETA, como demuestra la siguiente instantánea.

PETAda

Kylie Minogue no domina el sport

Palabra de Carmen Lomana. Según nuestra musa (hoy hay espacio para todas) la Minogue tiene un apaño cuando se sube a un escenario pero cuando va a comprar el pan es un absoluto desastre. La verdad es que a veces va para matarla…

El jersey es de Mayoral pero como soy tan chiquitica…

Carmen también dijo en su videoblog que Carla Bruni tiene cara de Batman. Hay que joderse…

Batman…

… y Robyn (chiste fácil)

Paris Hilton hace como que canta en su nuevo single

El primer disco de Paris hasta tení­a canciones pasables; pero esta vez nos ha querido hacer la Milli Vanilli trececatorce. La heredí­sima publicó una canción con bien de filtros y tí­tulo de fiesta ibicenca. La temática: Un after en su casoplón. En esta obra magna del mundo audiovisual demuestra sus nulas dotes para cantar y bailar (lo cual no es ninguna sorpresa) pero se descubre como una maestra del gesto: ojo a la coreo desganada en el I wanna love you, I wanna feel you, I wanna kiss you.

By the way, ¿verdad que te suena esa coreografí­a de mierda? No es casualidad: el culpable de marcar esos pasicos de buscona no es otro que Rafa Méndez, el pampinoplas de Fama, A Cagar! cuyo mayor mérito, por muchas motos que pretenda vendernos, es haber salido en el video del baile del gorila.

Y sí­, la coreografí­a es la misma de siempre. No entiendo que nadie se lo diga…

Pillan a Madonna hecha una espantaja subiéndose al metro

Dicen que buscaba localizaciones para su nueva pelí­cula, aunque   a nosotros nos gusta pensar que iba a reí­rse de los pobres.

Según nuestras fuentes, otros famosos hacen cosas normales. Trataremos de confirmar en próximas fechas que Ke$ha ha sido vista lavándose el pelo.

Justin Bieber cambia de sexo

Aviso: noticia no contrastada

Harto de que le confundan con una niña, Bieber ha decidido seguir los pasos de Alexis Arquette y comenzar un proceso de reasignación de género. La voz ya la tiene, sólo le falta ponerse tetas y cambiarle la placa al premio que le dieron el domingo pasado en los AMA al mejor artista masculino.

FNB recomienda

¿Has sentido alguna vez unas ganas irreprimibles de darle una patada en la boca a la niñata? Haz el sabroso test How Many Justin Biebers Could You Take In A Fight? y libera tensiones.

Diviértanse!

Que NO llevar este otoño

La guí­a básica para evitar parecer un borrego. No me lo agradezcas, simplemente hazme caso.

Supongo que podrí­a empezar hablando de mi prolongada ausencia (desde abril sin darle a la tecla, pffffffffff) excusándome y tal… pero es que no me ha salido de  ahí­  escribir nada. Sin embargo septiembre es un mes de catarsis, de renovar, de  nuevas tendencias.  Nuevas relativamente, porque desde hace un par de temporadas todos los otoños son la misma mierda. Pero ¡oh, sorpresa! poco a poco van cambiando las tornas, los años 80 están dando paso a una revisión de los 70 (lo siento por las que hayan comprado algo con hombreras, os lo váis a comer con papas) e incluso a veces surgen tendencias estúpidas, que no han sido premeditadas por estilistas sodomitas y diseñadores farloperos, no. Las tendencias de la calle, ésas si que dan miedo, porque vienen para quedarse.

Por eso y porque FnB es casi una obra social (dan una ocupación a gente como yo, a eso se le llama obra social) os voy a enseñar que ropa y accesorios evitar esta temporada (a no ser que os guste ser motivo de burlas, en ese caso ignorad el post.

La pulsera de Sara Carbonero

Que si, que España ganó el mundial y yo me alegro mogollón, vaaa, pero hay que calmarse. Durante unas semanas África dejó de ser ese continente lleno de terroristas del Magreb Islámico, mosquitos con malaria y vudú paso a ser el centro de atención de España. Allí­ estaba Sara, que en los alrededores del estadio de fútbol compró unas pulsericas.

Por supuesto, poco tiempo ha faltado para tener los malditos decenarios (ése es el nombre oficial de la pulsera de marras) hasta en la sopa.

Que ésto es como lo que ocurrió hace unos años cuando David Beckham comenzó a llevar rosarios: veí­as a gente (más bien gentuza) por la calle que tení­an pinta de no haber pisado una iglesia en años pero oye, llevaban los rosarios más agusto que nada.

Porque tu ves a la portadora tipo de la pulsera, que realmente no quiere la pulsera de Sara Carbonero: quiere el sueldo de Sara Carbonero, la melena de Sara Carbonero, el novio de Sara Carbonero y toda la pesca. Avisados estáis.

El polo “Big Pony” de Ralph Lauren

Ralph Lauren es algo más que ropa, es un estilo de vida: Pijo, rancio, clasista… vamos, que yo soy su público objetivo. Desde hace unas temporadas el señor Lauren se aplicó el cuento de “caballo grande, ande o no ande” literalmente.

Porque si te gastas 100€ en un polo, la gente debe enterarse  ¿O NO?.  Hay gente (que no sabe de moda ni de ná) que creen que un logo grande es hortera y el equivalente a un cartel gigante de “Atrácame, por favor”… y tienen razón.

El problema no es que Ralph Lauren se haya puesto al nivel de D&G (de ahora en adelante, Dulce & Gitana) o “Anporio Armani”, el problema es que se ha vuelto demasiado popular y por tanto, objetivo de falsificaciones.

Y volvemos a la misma pregunta que con las Crocs: ¿Qué es peor? ¿Gastarse 100€ en un polo que dice más del portador de lo que queremos saber o comprarse una falsificación? Una vez más, hay preguntas a las que es mejor no responder.

Ropa de La Martina

La Martina llegó a España con í­nfulas de ser el nuevo Ralph Lauren. La Martina es la clase de ropa que llevan los empresarios de la construcción que conducen (o más bien conducí­an) Cayennes y cuyas mujeres se creí­an ricas por llevar un bolso de CH. Ahora también está pegando fuerte en el top manta.

Puestos a elegir, me quedo con el de Ralph, que todaví­a tiene un pase. Quedáos con esto: de aquí­ a unos años veremos a los directivos de esta firma en un tribunal, porque la ropa es criminal.

Etiquetas vistas, bordados chungos… “Logo que la mano no cubre, patada en los cojones”

El iPhone

Conozco a más de uno que el dí­a que se case va a poner la lista de boda en la Apple Store. Los usuarios del iPhone son gente rara que me dan cosica.

Que si tengo una aplicación que me recuerda cuando tengo que darle las pastillas al yayo, que si me graba en hd con 720 p, que si la pantalla brilla un huevo… no os engañéis.

¿Seré yo el bicho raro por querer un móvil con el que hablar y recibir emails con un diseño que no produzca arcadas?¿Será que no estoy preparado para la próxima década?

Priscilla Caputo no es Marí­a Pineda

Una tanda de desmentidos al hilo de las últimas informaciones acaecidas en torno a PrisCa

Apenas veinticuatro horas después de la publicación del artí­culo sobre Priscilla Caputo la bandeja de entrada de mi correo electrónico echa humo.

Tabloides de medio mundo y blogs de renombre quieren saber más y no dudan en acosarme con preguntas de todo tipo; pero me temo que no tengo las respuestas a mano y los remitentes de estos mails no dudan en lanzarse al abismo de la especulación. Me veo en la obligación de aclarar ciertas cuestiones que NO son ciertas, tamos?

Priscilla Caputo no es Marí­a Pineda

Muchos no han dudado en afirmar que la Pineda ha estado medio desaparecida porque se estaba recauchutando y preparando a conciencia su reaparición con una nueva identidad. En especial alguna de las fotos aportadas en el anterior artí­culo indujo a error.

No es Michaela Romanini

El parecido es innegable: el temple en la mirada, el cuartokilo de eyeliner y la afición a la silicona lí­quida no reabsorbible. En FNB nos hemos asegurado de que se trata de dos personas completamente distintas.

She rocks!

No tiene nada que ver con Carmen Russo

Podrí­amos pensar que cambiarse el apellido no fue más que una treta para alejarse de ese mito viviente compatriota de la Carrá que es Carmen Russo; fantasí­a erótica de los niños que veí­an Telecinco en España hace casi veinte años. Las similitudes fí­sicas no deben inducir a error: no comparten genes, sus cirujanos comparten cierta querencia por las narices inexistentes y las bocas-coño, that’s all.

Permí­taseme añadir que, en contra de lo apuntado por our dear Efe, PrisCa no ha nacido en un laboratorio fruto del cruce entre una puta de Montera y una lamprea.

Andiamo!