José Castelo Branco y Betty Grafstein, iconos del horror

Desde nuestro paí­s vecino, nos llega la que sea, quizá, la mayor provocación de las relaciones sentimentales entre seres humanos. Un lisboeta y una neoyorquin podridos de dinero y sin identidad sexual. Atención a usuarios que acaben de desayunar o de merendar antes de ver este artí­culo.

Hasta hoy, nunca nos habí­amos visto tan sobrepasados por la transgresión sexual. Cuando pensábamos haberlo visto todo en este mundo, cuando pensábamos que parejas como Marilyn Manson y Dita Von Teese o Alaska y Mario Vaquerizo eran los guardianes de los misterios de los sexual fetish, nos llega la pareja más creepy que hayáis visto nunca:  José Castelo Branco y Betty Grafstein:

Tenemos que aclarar antes que el representante de la masculinidad en la pareja (si es que la hubiera), es el elemento de la izquierda y, por tanto, la señora (más reconocible como tal) de la derecha, serí­a la parte femenina.  Asombrosa composición de los estilos de Grace Jones, prí­ncipe de Zamunda y ¿qué decir del look Joan Collins de su

Castelo Branco, de 47 años, es un empresario del mundo del arte cuya apariencia femenina conserva un cuerpo totalmente masculino. Preparad vuestro estómago para lo que vais a ver:

No podéis creer a vuestros ojos, ¿verdad? Si estáis pensando que en realidad es Toñi Salazar, aún hay más: ¡tiene un hijo de 23 años!

Aquí­ tenemos a Castelo Branco con su hijo Guilherme, el cual debe sufrir el sí­ndrome de Chandler Bink al crecer con dos madres. Y, peor aún, que su padre se convierta en una mujer lesbiana y que se enamore de una abuela multi millonaria. Todo un pleno al quince:

La palabra sórdido se queda corta. Pero Castelo Branco pertenece a esta élite de sexualidad indefinida a la que pertenecen personajes como Amanda Lear. Si ya su caso es un caso de fuggismo diagnosticado a nivel clí­nico, su relación sentimental con Betty Grafstein llevarí­a al suicidio de cualquier miembro del foro de la familia:

Betty Grafstein, otra multi millonaria, tiene 83 años y es viuda de un empresario judí­o neoyorquino del que heredó la empresa de joyas  Grafstein Diamond Company, regentada por su único hijo, Roger Grafstein.

Y en algún momento de su inexplicable vida, conoció a la Amanda Lear portuguesa y decidieron conformar una horror couple que aterrorizarí­a al mismí­simo Charles Addams. Atención al ví­deo:

Agradecemos el descubrimiento a la página de Facebook “Viva el petardeo“.

Labios como morcillas de Burgos. Hoy: Marisa Jara

Marisa Jara ha aparecido recientemente con unos labios como butifarras. Ya tení­a boca Oscar Mayer, también conocida como boca tropical, pero ha sido tal el susto que nos hemos llevado, que le hemos dedicado nuestra categorí­a más hardcore, Nightmare Busted

Mareeza O’Hara, o sea, Marisa Jara, protagoniza nuestra infame sección Nightmare Busted. Las peores catástrofes de la cirugí­a plástica concentradas en una sabrosa sección de la Internet.

Marisa es una chica que creemos que es modeli o algo de eso. Trabaja de whatever en wherever, no nos inTeresa nada de su vida. La única información de la que disponemos es que su ex se llama Chente (what? who?) y se ha follado a Chema Cano. Sí­, de los Cano, el imbécil no, el otro.

Vamos al trapo con ella:

Sí­. Cecilia Gómez (que tampoco sabemos muy bien quién es, pero que aparece en el ¡Hola! todas las putas semanas), Raquel Revuelta (conocida por no saber pronunciar el tí­tulo de una pelí­cula en un programa en directo) y nuestra protagonista, Mrs Jara. Vemos que sus labios, bueno, son un poco a lo Jolie, ¿no? Podrí­a decirse que está bien dotada y que sus labios son sensuales por naturaleza, como la Jolie.

Pero ¡atención! Hemos robado a Europa Press (nuestra marca de agua sobre la de Europa Press, que para chulos, nosotros) estas fotos que revelan cómo ha crecido la sensualidad en sus labios:

Sí­, ese dí­a echaba de menos el cacao para los labios. Ya en estas fotos observamos que sus labios llaman especialmente la atención, ¿eh? Pues preparad el hipo para este susto, que viene lo bueno en un posado que hizo hace semanas:

Justamente, lo que llamamos  labios de coño de mona:

Mareeza, tí­a, si nos estás leyendo: eres una ordinaria, además de tonta del culo, como podemos constatar en tu participación en ‘Pasapalabra’. Tuviste la suerte de que Carolina Cerezuela es mucho más cenutria que tú:

Disfrutad de la prueba completa aquí­.

 

‘La piel que habito’ o el plagio de ‘Ally McBeal’

Elaine Vassal (Jane Krakowski), la secretaria fisgona de Ally McBeal, era conocida por sus inventos; entre ellos, el famoso sujeta-caras. ¿Adivinas dónde lo hemos visto recientemente?

Chicas, FNB está de regreso. No sabemos si venimos para quedarnos, como Marí­a inTeresa Campos. No sabemos si esta vuelta durará lo mismo que el regreso de ‘Sorpresa, sorpresa’ pero, el caso, es que estamos de nuevo.

Pedro Almodóvar ha decidido hacer un homenaje (eufemismo que inventó Lucí­a Etxebarrí­a para rediseñar la palabra “plagiar”) en su última pelí­cula, ‘La piel que habito’. Veamos unas imágenes del artilugio en cuestión:


Sí­, una pelí­cula interesantí­sima. Pedro se reinventa a sí­ mismo, Elena Anaya es la nueva Elsa Lanchester y si no has entendido esta pelí­cula es que no sabes de cine. No nos interesa la obra de Pedro.

Nos interesa constatar el impacto que causaron en nosotros los años 90. Cómo Pedro ha obviado la vigencia estética de uno de los mayores inventos de la historia de la estética doméstica: el sujeta caras de ‘Ally McBeal‘. Elaine Vassal, además de inventar la taza de váter que se precalentaba antes de sentarse, las gafas anti congelante y los pechos animados, pensó en cómo la mujer de los 90 podí­a mantener su cutis firme traspasando el miedo al ridí­culo:





Para los que no hayáis visto la peli de Almodóvar todaví­a, os jodéis. Os vais a tirar toda la puta peli viendo a Jane Krakowski en el papel de Elena Anaya.

Con esto, nos despachamos hasta el próximo aviso.

Rihanna y los flecos

RiRi celebra su cumpleaños vestida con un trapo más feo que la paliza de Chris Brown

Está visto que Los Razzies os la traen al fresco y FNB aprende tanto de sus lectores que esta semana hemos decidido hablar de estilismos sangrantes one more time, tema de demostrado interés general.

Nos vamos a centrar en la hija predilecta de Barbados: la Rijana.

Buff

Estamos más que acostumbrados a los crí­menes estilí­siticos de nuestra invitada pero un cumpleaños es la ocasión ideal para tratar de sacarse partido, no para exhibirse hecha una espantaja que es justo lo que ha decidido hacer Rihanna.

En anteriores entregas llegamos a la conclusión de que el color carne no le sienta bien a nadie. No estamos hablando de un elegante tono nude, tan vigente en nuestros dí­as. Nos referimos a ese color braga-faja-de-abuela que es empí­ricamente imposible que te haga más delgada, más guapa o más whatever.

Veamos el modelito de marras que ha inspirado estas lí­neas: un vestido de Mark Fast primavera/verano 2011.

Del color ya hemos dicho todo lo que se puede decir y sin embargo otros elementos ayudan a que el horror se consume en toda su exuberancia:

1 – Los agujeros repartidos aquí­ y allá que acercan el patrón al armario de una go-gó de discoteca levantina.

2 – La cinturilla de ¿¿crochet??

3 – La teta derecha a punto de salir despedida (lo cual no es culpa del vestido, que está creado para mujeres de pechos inexistentes) No perdamos la ocasión de apreciar la sombra que se advierte en mitad del mencionado cántaro, que nos avisa de un pezón verdaderamente planetario.

4 – Los flecos de color morado fluorescente, que combinan de toda la vida con cualquier cosa. Me recuerdan a los restos de un cotillón de 0’60. Además parece que están enganchados como esas extensiones de mierda que tanto ama la Brit.

Anyway, Mark Fast tiene la deferencia de enseñarnos que el mismo outfit no queda igual en cualquier cuerpo, y en el desfile original no tení­a tan mala pinta.

Bye, bitches!

K.

Famosos: ,

Gwyneth Paltrow dándolo todo

Las bragas de color carne va a pegar fuerte esta temporada

Breve pero intenso. Os pongo en situación:

¡Ay!¡Cómo empezaste la década y cómo la acabaste!

Gwyneth Paltrow, hija predilecta de Talavera de la Reina se ha unido al insigne club de mujeres que enseñan el “tote al salir coche”

¡Ostia! Hace rasca ¿eh?

Que si, que vale, que lleva bragas, pero si miras rapidillo…

Ahora mismo se puede decir que tiene algo en común con Paris Hilton y Britney Spears. Ambas no deben estar muy contentas, ¿o si?