Britney se ha rapado el pelo

Transmitimos desde Fug N Busted las ultimas noticias desde Los Angeles.

Britney Spears fue vista a las 7 de la tarde hora local entrando en una peluquería en Ventura Blvd en el valle de San Fernando, L.A. con lagrimas en los ojos y una sudadera llena de lamparones pidiendo que le abriesen dicha peluquería que ya estaba cerrada sólo para ella.

En un acto de locura repentina coge la maquina y se empieza a rapar ella misma:


Acto seguido, a las 7.30 se dirige a un estudio de tatuajes a realizarse un nuevo tattoo en su antebrazo derecho y a hacerse un piercing nuevo.

Está allí metida durante una hora y media y a las 9pm se va a su casa. Pobre Sean Preston cuando la vea…
Nos preguntamos… ¿ha contratado ella a los fotografos? No es curioso que dentro de la peluquería haya un fotografo realizando las instantáneas? ¿Por qué está Britney Spears tan loca? ¿Deberían ingresarla en la López Ibor?
Con ese nuevo look ha pasado de ser una maruja trailera de Maryland o un personaje de una película de John Waters a parecer una militante de la Kale Borroka, o un personaje salido de una de las películas de Chloe Sevigny de los años 90 de adolescentes enganchados al crack y al pegamento. Desde luego en la tercera foto Britney tiene cara de ir colocadísima de pegamento, sólo en un estado similar puede una cometer semejante locura.