¡Qué peligro tiene el Mercadona!

Or wherever the stars buy their goods, vaya. Como investigadores de lo paranormal que somos, nos hemos preguntado qué extraño hecho inexplicable e inexplicado hace que cuando una estrella entra en un supermercado o se ve envuelta en una escena costumbrista, aparezca con las pintas del ser antes conocido como Julia Roberts.


¡Si hasta nosotros cuando vamos a por pan nos pasamos un peine por la cabeza y nos echamos por encima un algo mono! Como ya está muy sobado el hablar del mal pelo que lleva y esa cara de vinagre (y esa chamisette de Old Navy en oferta) vamos a destacar tres hechos.

First, where the hell are the twins?!!!!! O sea, que no envías a la chacha underpaid de Xochimilco a que te haga la compra, pero sí que la dejas con los twins para que tú puedas comprar las tortillas para hacerte quesadillas (intuimos que eso es lo que lleva en el cart). Muy mal, Julia, muy mal. Si los niños se ponen coñazo y asesinables te aguantas como Lynette Scavo, que para eso los pariste.

Segundo. Ese bolso que lleva en el carro nos tiene fascinados. Es bolso de la típica loca que se pasea por los multiprecios del mundo, lo toca todo y luego sólo compra una caja de tiritas. Seguro que dentro lleva la comida para el gato. Loca.

Y tercero. Como no todo va a ser maldad en este post, confesamos que Jules nos has tocado la fibra sensible con esa lista de la compra de su puño y letra… ¡si hasta va boli en ristre para ir tachando las tortillas de la lista!

Más estrellas en el súper, en próximas ediciones.

Famosos: